Disnorte-Dissur sigue sin restablecer el servicio de energía en la Iglesia San Miguel


La empresa distribuidora de energía Disnorte-Dissur mantiene cortado el servicio a la Iglesia San Miguel de Masaya, dos semanas después de que finalizó la huelga de hambre de las madres de presos políticos.

La denuncia fue interpuesta por el padre Edwin Román a través de sus redes sociales y recordó que el servicio se encuentra suspendido desde el 14 de noviembre cuando las madres iniciaron la huelga.

“¡DENUNCIA PUBLICA ! Parroquia San Miguel, Masaya, exije a UNIÓN FENOSA restablezca de inmediato servicio eléctrico suspendido abusivamente el día que las madres de PP iniciaron huelga de hambre”, expresó.

“Estamos al día (con el pago de la factura), les he llamado, visita personal. ¿O quieren una visita masiva?”, se quejó el religioso.

Román, las madres y otros activistas pasaron encerrados en la iglesia por más de una semana luego que la Policía cercó el lugar al iniciar la huelga. Ese día, además de la energía, también fue suspendido el servicio de agua.

Foto: Radio Corporación.