Informe señala que vacuna rusa está contraindicada para ancianos, embarazadas y menores de 18 años


El martes 11 de agosto el gobierno de Rusia anunció con bombos y platillos la primera vacuna contra el COVID-19 y la llamó Sputnik V. El anuncio fue recibido con escepticismo por la comunidad científica internacional, debido a que Rusia no cumplió con todas las fases establecidas para el desarrollo de una vacuna eficaz y segura.

Los temores han cobrado mayor fundamento al conocerse un informe del Instituto Gamaleya, publicado el mismo martes en el sitio web del Ministerio de Salud de Rusia en el que se detallan varios problemas en la vacuna.

Según INFOBAE, el informe indica que aún no hay certeza sobre la efectividad de la vacuna, a la vez que destaca varias contraindicaciones de la misma.

INFOBAE cita el informe y expresa que la vacuna está contraindicada para personas mayores de 60 años de edad, embarazadas, menores de 18 años y “personas con una larga lista condiciones de salud subyacentes”.

Efectos secundarios

Entre los efectos secundarios están “hinchazón, hipertermia, letargo, dolores de cabeza, picazón en el lugar de la inyección, disminución del apetito, diarrea y síntomas similares a los de un resfriado”.

El informe, no obstante, asegura que la mayoría de estos efectos secundarios son leves y moderados. Al respecto advierte que “no es posible definir la ocurrencia de eventos adversos con mayor precisión debido al número limitado de participantes en la investigación”.

Foto de portada: Referencial.


ENTRADAS RELACIONADAS