Rosario Murillo promete por enésima vez que Nicaragua será “libre de pobreza”


Tras 14 años en el gobierno el Frente Sandinista no ha logrado, ni en sus mejores momentos, que Nicaragua deje de ser la segunda nación más pobre de América, después de Haití. Sin embargo, la vicepresidenta Rosario Murillo insistió el 30 de diciembre una vez más que el país logrará superar ese flagelo.

Al despedir el 2020 y al entrar al año electoral en la que ella y su esposo Daniel Ortega pretenden seguir al frente del ejecutivo, Murillo aseguró que “vamos bien encaminados” porque como país “sabemos trabajar, sabemos luchar, sabemos vencer”.

LEA TAMBIÉN: Cuando Armando Manzanero lamentó haber cantado para Arnoldo Alemán y María Fernanda Flores

En sus palabras Murillo no mencionó los serios desafíos que enfrenta el país luego de tres años de deterioro económico, con cientos de miles de personas que han caído en el desempleo, sin que hasta el momento el gobierno hubiera ideado una estrategia eficaz para superar la crisis sociopolítica.

“Más temprano que tarde, y así lo quiere Dios, tendremos una patria libre de pobreza”, dijo Murillo a través de los medios de comunicación gubernamentales.

El PIB de Nicaragua decreció en el 2019 un -3.9% y -4% en el 2018. El Fondo Monetario Internacional (FMI) estima que en el 2020 la caída será del -5.5 %.

LEA TAMBIÉN: Daniel Ortega, el hombre que se hizo millonario pese a que en toda su vida solo ha trabajado formalmente un día

Foto de portada: Presidencia de Nicaragua.


ENTRADAS RELACIONADAS