Rosario Murillo lamenta muerte a balazos del hermano de monseñor Solórzano (Dice que gobierno trata de evitar la delincuencia)


La vicepresidenta de Nicaragua, Rosario Murillo, envió sus condolencias al obispo de la Diócesis de Granada, Jorge Solórzano Pérez, cuyo hermano, Diego Donaldo Solórzano, murió este 11 de enero abatido por delincuentes en la ciudad de Managua.

Solórzano era propietario de la empresa Isa Safety Comercial, ubicada en el barrio Monseñor Lezcano. Estaba bajando de su vehículo cuando fue tiroteado.

LEA TAMBIÉN: Policía circula al presunto autor de la muerte del empresario Donaldo Solórzano

“Don Diego Donaldo es dueño de una ferretería y estaba estacionando su vehículo esta mañana, a las 7:50, según reporte que tenemos, cuando dos sujetos a bordo de una motocicleta le dispararon, ¡qué crimen!», dijo Murillo a través de los medios de comunicación gubernamentales,

«Esa es la violencia que debemos evitar. Trabajamos para evitar esa violencia producto de la delincuencia y nos ha dolido mucho la pérdida de un ciudadano humilde, trabajador, sencillo, honorable, y así se lo hemos dicho a su hermano Monseñor Solórzano, Jorge, obispo de Granada”, subrayó.

LEA TAMBIÉN: MRS advierte a oficiales del Ejército: Serán «investigados» y «castigados”

Casi 25 mil reos comunes puestos en libertad

Al gobierno le han llovido críticas por su ineficacia al controlar la creciente delincuencia armada que opera en el campo y las ciudades de Nicaragua.

También ha sido condenado por liberar en los últimos años a cerca de 25 mil reos comunes, lo cual ha coincidido con el incremento de la inseguridad ciudadana.

Foto de portada: Presidencia de Nicaragua.


ENTRADAS RELACIONADAS